STORCH

J. Mervyn Evans

 

La construcción de mi avión comenzó en el año 2002. A partir de los planos, los cuales me los regaló el amigo cordobés Daniel Beluatti. Dos largos años mirando y mirando cada hoja, pidiendo presupuesto por los tubos de acero cromo molibdeno, aluminio aeronáutico. Y todos los materiales tenían dos factores en común determinantes , los precios exorbitantes, fuera de mi bolsillo al menos y la escases de muchos de sus espesores y durezas recomendadas en el plano.

Que hacer?

Viajé ese año a la convención anual de la EAA en Gral Rodríguez y conocí gente linda, me mostraban lo que estaban haciendo y lo que habían hecho, de esa manera nos conocimos con Carlitos Reynoso y Miguel Scheinin.

De lo que saqué en limpio de ese encuentro fue: armaría el fuselaje en tubos 1020 y alas de madera.

Pronto cambié de idea, y porque no todo en madera?

De esa manera comencé a construir mi STORCH, mi mayor desafío fue prácticamente cambiar todos los materiales del plano. Próximo paso, como cambiar los tubos por madera?, criteriosamente solo miré de que sección de madera se armaban aviones similares biplazas como el Horizon y el Pietenpol, sobredimencioné en un factor de 25% mi avión en sus maderas y comencé la construcción.

Ya llevo cuatro años, el fuselaje está listo, solo le falta entelar y algunos retoques, y como dice el Flaco Bilbao....estar entelado no es lo mismo........ que estar en el telo.

El motor está puesto, un Fiat Regata modelo 1984/85, tengo una correa dentada y me faltan las poleas para armar la reductora, la hélice la tengo lista desde hace un año y medio.

El ala derecha está con alerón, flap y mecanismos hechos, falta el stol, poner tanques de combustible y entelar.

El ala izquierda solo me falta armar algunas costillas para ensamblar todo, los montantes metálicos, donación de Manuel Alanis, están en uno de sus extremos ya hechos para las tomas al fuselaje.

Mi trabajo como guía de mi museo, un molino harinero movido por agua como en la época de la colonia galesa, otros menesteres como llevar chicos a la escuela (los míos) y seguir construyendo para el museo, no me dejan mucho margen de tiempo, el avión debe construirse entre esos tantos trabajos y quizás por eso llevo tanto tiempo en ello.

Como si esto no alcanzara, dirijo un entusiasta grupo del club aerodeportivo Trevelin y estamos construyendo un planeador primario..... el Northrop 1928, pero eso da para otra nota.

 

vista lateral del fuselaje

 

vista trasera del fuselaje

 

ala derecha del Storch con su flap entelado

 

el Storch con su cola entelada en parte

 

cabina del Storch

 

ven como se visita la gente de Aracuan?

 

Insólito sistema de incidencia

 

Vista de comandos

 

 

 

VOLVER A EXPERIMENTALES EN CONSTRUCCIÓN